Tratamiento térmico y nuevos desarrollos

El tratamiento térmico, usado con inteligencia, permite resolver la mayoría de los problemas que aparecen en el proceso de fabricación de cualquier pieza metálica, pues mediante operaciones de calentamiento y enfriado en condiciones controladas, modifica ciertas condiciones de los metales como dureza, resistencia o elasticidad.

Importancia y beneficios del tratamiento térmico

Usted puede encontrar soluciones, a dificultades en el mecanizado, como por ejemplo que el material se encuentre demasiado duro, para el cual existen diferentes tratamientos de recocido. En el caso inverso donde el metal se encuentre demasiado blando (pastoso) se puede aplicar el proceso de bonificado. En el caso de tener puntos duros o presentar bandas el proceso adecuado es el normalizado.

También puede elevar en un alto porcentaje el rendimiento de su pieza, eligiendo entre una gran variedad de tratamientos térmicos según las necesidades su caso, considerando por ejemplo las distintas condiciones de trabajo a las que luego será someteido el material:

  • Si estará sometido a presiones, deberá endurecerlo con un temple.
  • Si estará sometido sólo al desgaste sin presiones puntuales, se puede nitrurarnitrocarburar o carbonitrurar, procesos todos que producen una película que mejora en distinta medida la resistencia superficial en poca profundidad, transformándolos en aptos para trabajos que requieren roce con otros metales.
  • Si por el contrario necesita endurecer la superficie con una penetración de 1 a 2 mm, que le permita mecanizar posteriormente y mantener una dureza superficial igual, se puede cementar y templar.

El nitrurado y el nitrocarburado son procesos realizados a baja temperatura, con la ventaja de que no hay ningún grado de deformación pero, para que funcione, el material tiene que estar bien seleccionado y previamente debe someterse a un proceso de bonificado, que rebaja la dureza de la pieza metálica y mejora su tenacidad.

Nuestro compromiso

La elección del proceso adecuado exige un cuidadoso análisis para cada caso, empezando por la selección del material y luego la selección del tratamiento térmico más adecuado al uso posterior. Como así también, hay que pensar el ciclo térmico más adecuado para el material que se dispone.

Por ejemplo, para carbonitrurar piezas sinterizadas y evitar que aumente su volumen, dada la alta porosidad de las piezas producidas mediante sintetizado, se realiza una forma particular de carbonitrurado, adecuado a ese tipo de material.

Para asegurar la correcta elección del proceso que requiere cada cliente, queremos poner a su disposición nuestros hornos de ensayos y nuestra experiencia de muchos años, para realizar una puesta a punto de cualquier nuevo desarrollo.

Llame y reciba una muestra de forma gratuita

Lo invitamos a llamarnos para atender, con gusto, todas sus dudas técnicas, sin ningún costo.

Además, recibimos una muestra para ser procesada de forma gratuita, porque entendemos que es parte de un desarrollo y queremos colaborar con usted, cualquiera sea su emprendimiento.

 

Atentamente, para asesoramiento: Lic. Marta Inés Torres.